Páginas vistas en total

domingo, 29 de enero de 2012

No me da la gana.


Andrea… Thanks for your help… You and I know we love when you are a bitch….

Hoy no me da la gana ser el mismo de siempre, el maldito romántico que llora con las letras de una canción justa en el momento justo. Hoy no voy a verte en cada charco de una calle empapada que combina bien con este día lúgubre que copia mi interior… Olvídalo, hoy no quiero recordar tu rostro tirando besos vacios al aire donde no estoy, ni tu cuerpo bailando la música que tocaba para ti. Hoy, no tendré como religión tu cuerpo desnudo en mi cama tan fría ahora que no caliento tus pies…. Esta tarde voy a dejarte guardada en la bolsa de mi pantalón, justo junto a mi cama, sola, aparte, y por mucho real, porque si…a partir de hoy serás un ser real, con errores, faltas, falacias, mentiras piadosas…. El día de hoy dejare de lado la risa con la que me encantabas y las palabras con las que me embrujabas, y escuchare lo que decías sin decir, lo que tanto me costó escuchar. Y si… puede que en algunos oasis de reproches te llore, y una que otra lágrima se cole en mi rostro mostrando que aun me dueles en lo profundo de mi ser, sin embargo serán lágrimas de liberación, serán tus memorias buscando su camino y transformándose en no más que translucidas almas de recuerdos olvidados.

Hoy voy a ser un torpe vagabundo pateando latas bajo la lluvia, un niño feliz que no piensa en mañana porque nunca existe un futuro, un perro callejero con el mundo como casa, seré un estúpido que sonríe ingenuamente a lo que no entiende, y tal vez no desea comprender y por eso no pide explicaciones y pierde sin ver…. Saldré de este lecho cavernoso que aun tiene tu olor en cada centímetro de pared, en cada ola de este hondo océano de cobijas. Recorreré con mi memoria esa tierra maravillosa que es tu cuerpo. Todos esos lugares que nunca me canse de recorrer…

Hoy comeré tu chocolate y tu helado favorito, y oleré el perfume de naranja que emanaba de tu piel, vestiré de verde, el color que te gusta, cantare y bailare todas tus canciones, recorreré los lugares que me hacen recordarte, tomare un claro veneno con limón y sal, te mirare en esa canción que alguna vez te dedique y prometí odiar por recordarme tu historia,